Inicio
Galería fotográfica Iglesia parroquial San Gil Abad
Iglesia Parroquial San Gil Abad: desde la plaza

El templo
La Iglesia parroquial tiene sus orígenes en el románico del siglo XII.
Fue reconstruida casi totalmente en el siglo XVI.
En el año 1725 el obispo Olaso Hipenza (1714-1735) ordenó la restauración del presbiterio y de todas las losas del templo.
En el año 1783 el prelado se quejaba de la escasa luz del templo.
En el año 1828 amenazaba ruina.
Durante los años 1964 a 1966 se renovó casi totalmente: campanario, altar, paredes interiores y exteriores, etc.
Entre febrero y marzo de 2004 se realizó la restauración de la portada, tanto del arco de medio punto como de los sillares exteriores. Además se quitó la cruz de madera de la parte inferior de la torre así como el grabado con los nombres de los caídos por el bando nacional en la guerra civil de 1936-1939.
Iglesia Parroquial San Gil Abad: portada Testigos del primitivo templo son: la portada, con arcos de medio punto y finas molduras en gradación, dos cuerpos de la torre campanario en buena sillería y la parte inferior del testero.

Los altares
La iglesia parroquial estuvo dedicada a la Natividad de la Virgen desde 1698. Pero, desde 1899 ya es titular San Gil Abad.
En el año 1647 los altares estaban dedicados a Santa María (el mayor), San Gil (patrono), Rosario, Santo Cristo y San Juan.
El capellán de San Gil estaba obligado a decir tres misas semanales con una dotación de 10 libras. Y el capellán del Rosario dotado con 50 libras y decir tres misas semanales. En el año 1650 el capellán de San Gil ya recibía idéntica cantidad.
En el año 1698 a los altares tradicionales, se añadió el de San Javier.
Desde 1890 hasta 1936 los altares estuvieron dedicados a Santa María, Rosario, Santos Gil, Juan y Javier.
En la actualidad solamente se puede hablar del altar mayor dedicado a San Gil Abad (patrono), presidido por una vidriera que representa al Santo. A la derecha del altar hay una pequeña capilla con las imágenes de San Gil Abad, San Fabián y San Sebastián, patronos de Lagunarrota. En las paredes de la iglesia y en pequeños pedestales se pueden ver las imágenes de: La virgen del Pilar, San Antonio, el Niño Jesús, San Francisco Javier, Jesús Crucificado, la Virgen del Rosario, Santa Águeda, San Giler, San José y el Corazón de Jesús.

La plata
El templo de Lagunarrota poseía en el año 1647 como objetos de plata: dos cálices, un Lignum Crucis, una custodia, una hermosa cruz procesional, crismeras e incensarios.
En el año 1715, a los anteriores objetos, se añadió una Vera Cruz con un trozo de espina de la corona de Jesús y un sagrario de plata.
En 1737 se adquirió un valioso relicario.

El campanario
El campanario de Lagunarrota poseía en 1715 cuatro campanas: dos pequeñas y dos grandes.
En 1826 había cinco y en 1890 poseía tres.
En el año 1783 se procedió a la reparación del mismo por haber caído una centella.
En la actualidad, el campanario, con una arquitectura en ladrillo que nada tiene que ver con los sillares del resto del templo solamente tiene una campana.
En julio de 2005 se instaló un reloj con altavoces.

El clero
El clero parroquial de Lagunarrota estuvo compuesto por un vicario y dos racioneros.
En el año 1647 el prelado obligó a construir la casa parroquial, debiendo de ser reparada la casa del comendador de Calatrava, que la prestó para el vicario.
En el año 1657 el vicario recibía 7 cahíces de trigo, 8 nietros y 8 cántaros de vino y 3 libras. Los racioneros, a su vez, cada uno, 4 cahíces de trigo, 4 fanegas de ordio, 6 nietros y 8 cántaros de vino, 1 libra y 14 sueldos.
En el año 1673 la vicaría era perpetua, siendo tasada en 70 libras, y las dos raciones tenían un valor de 48 libras.
En el año 1710 era proveída en los ocho meses ordinarios por el Papa y los cuatro restantes por el obispo.
En el año 1708 y 1715 los dos racioneros tenían de renta anual 48 libras, y el capellán del nombre de Jesús, 43 libras. La capellanía de San Gil poseía 18 libras, con obligación de celebrar 43 misas.
En el año 1715, además de los tres clérigos, fue añadido otro.
En el año 1737, la parroquia recibía la décima, consistente en ordio, mixtura, centeno, cebada, avena. Al vicario se le daban 6 libras y 6 cahíces de trigo, 7 nietros y 8 cántaros de vino, 35 reales, con obligación de asistir a tercia, misa conventual, vísperas y completas los días de fiesta. La primicia la recibía el lugar con obligación de atender las necesidades del culto, pero el capítulo cobraba las misas cantadas, aniversarios, misereres, además de lo que se recogía en la iglesia y en el horno.
En el año 1783, un maestro de la parroquia enseñaba por la mañana y por la tarde a los niños enseñándoles a leer, escribir, contar y Doctrina Cristiana, y se le daba 4 cahíces de trigo.
En el año 1826 el Diezmo lo recibía el obispo, dando al vicario 72 fanegas de trigo, 172 cántaros de vino y 91 reales de vellón. Y al único racionero, 52 fanegas de trigo, 156 cántaros de vino, 22 reales de vellón. Para la guarda del grano, la parroquia poseía granero y lagar, pila de aceite, propiedad del prelado.
En el año 1826, esta iglesia tenía de renta dos mil reales de vellón.
En el año 1828 se proseguía con el maestro parroquial.

La mensa episcopal
La mensa recibía de Lagunarrota la décima entera de todos los frutos puestos dentro del mismo lugar y paga la mitra de cargos ordinarios al vicario y racioneros: 19 cahíces y 1 fanega de trigo, 26 nietros de vino y en dinero: 11 libras y 10 sueldos. Al lugar daba 3 cahíces y 3 fanegas de trigo.

Cofradías
En el año 1650 se contaba con las cofradías del Rosario, la Sangre y Santos Fabián y Sebastián.
En 1715 fue creada la de Santa María la Mayor.
La de la Sangre poseía de renta anual 4 libras y 4 sueldos.
En el altar del Rosario todos los sábados se cantaba la Salve y el Miserere los viernes de Cuaresma. Los cofrades de Los Mártires hacían honras fúnebres para los hermanos fallecidos dentro de los quince días del fallecimiento con asistencia de cinco sacerdotes y celebración de dos misas cantadas. El día de los Mártires se come a escote.
En el año 1745 se cuenta con la cofradía del Nombre de Jesús.
En los años 1826 y 1890 la de los Mártires celebraba 25 misas anuales.
En la actualidad no existe ninguna cofradía.