Fiestas | Inicio
  Santa Águeda (5 de febrero; +251)   Fin  
Santa Águeda

Era siciliana, nacida en Catania. Además de pertenecer a un familia noble, era muy guapa. Es decir, tenía todos los ingredientes necesarios para que los más encumbrados hombres la pretendieran como esposa. Pero ella ya tenía decidido quien iba a ser su Esposo para siempre.

El emperador era Decio. De él dice el historiador Lactancio que era un "execrable animal". La prisión, la tortura y la muerte eran el camino normal para todos los seguidores de Cristo que no renegaran de sus creencias. En este ambiente de persecución, Águeda fue apresada y llevada a tribunales.

- ¿Cuál es tu condición?

- Soy libre.

- ¿Y por qué vives como los esclavos?

- La verdadera nobleza es ser esclavo de Jesucristo.

El camino de la muerte estaba trazado: promesas de matrimonio, oferta de honores y grandezas, furores del pretendiente, garfios ardientes, oscuridad de la carcel, cuchillos que cortan sus pechos, azotes, llamas, y, por fin, la muerte. El nombre de la joven siciliana aparece en los más viejos calendarios cristianos. Las mozas de hoy la proclaman su patrona.

En Lagunarrota el 5 de febrero se le canta el "Himno a Santa Águeda" y el "Romance de Santa Águeda".


  Inicio